martes, 28 de febrero de 2012

Sexo en pleno vuelo



Flamingo Air, una compañía de vuelos de corta distancia de Cincinnati (Estados Unidos), ofrece un tipo de vuelos románticos en los que se permite el sexo explícito, como complemento a su oferta de vuelos sobre la ciudad y viajes de negocios. La idea surgió a partir de una apuesta entre los pilotos de la compañía, y parece que tuvo éxito, pues desde que en 1991 la aerolínea comenzara a ofrecer el denominado “servicio especial”, miles de pasajeros han disfrutado de esta original propuesta. 
Abonando una tarifa de 425 dólares (unos 320 euros), una pareja tiene derecho a la cama, champagne, chocolate y también a la discreción del piloto, ya que lo único que separa la “suite” de la cabina del piloto es una cortina. 
En su página web, la compañía promete una experiencia que el cliente “nunca olvidará”. La experiencia en cualquier caso dura una hora, lo que dura el vuelo, sobrevolando la zona que el cliente haya escogido entre los diferentes itinerarios posibles. Dave MacDonald, propietario de la compañía y piloto de estos vuelos junto con su esposa Sharon McGee, explicó que dio comienzo a su actividad hace más de 20 años y en la actualidad los vuelos románticos con sexo en el aire representan la mitad de su negocio. A la empresa aérea parece ser que no le afecta la crisis, ya que ha señalado que algunos días llegan a efectuar hasta ocho vuelos románticos, con turistas tanto estadounidenses como procedentes de otros países.
MacDonald declaró que una vez en pleno vuelo, lo que suceda detrás de la cortina ya no es asunto suyo: “gracias a Dios usamos auriculares”. Según datos de la propia empresa, el 90% de las reservas son efectuadas por mujeres, quienes buscan una experiencia romántica diferente. 
El amor está en el aire... si no tienes miedo a volar, puede ser una alternativa original para escapar de la rutina y el aburrimiento. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario