martes, 16 de octubre de 2012

UN BANCO EUROPEO DE HOMBRES



Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo (BCE), es consciente de la ausencia de mujeres en el consejo de gobierno de la institución, por lo que ha mostrado interés en solucionar la brecha de género existente. Así lo ha expuesto ante los eurodiputados de la Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios del Parlamento Europeo, solicitando a la Eurocámara y al Consejo “que piensen y actúen juntos para llegar a una solución”, pues “queremos realmente solucionar el problema”.
Para Eva Joly, eurodiputada francesa de Los Verdes, la falta de mujeres en la más alta instancia del BCE es “escandalosa”, opinión compartida por las portuguesas Elisa Ferreira y Marisa Matash, representantes de los socialdemócratas y de la Izquierda Unitaria Europea, respectivamente.
La única voz discordante es la que corresponde a la conservadora luxemburguesa Astrid Lulling, que se manifestó en contra del debate sobre la brecha de género, pues en su opinión “hay que basarse en hechos y no en mitos, como el que la mujer es virtuosa y el hombre está cargado de defectos”. Replicaba así a Viviane Reding, comisaria de Justicia, que previamente había señalado que “si Lehman Brothers se hubiera llamado ‘Lehman Sisters’ la historia hubiera sido distinta”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario