lunes, 25 de marzo de 2013

DOS MENORES VÍCTIMAS DE VIOLENCIA DE GÉNERO EN TRATAMIENTO PSICOLÓGICO


Las charlas que sobre igualdad y género se están impartiendo durante este curso escolar en los institutos de la provincia de Almería han servido para que dos menores de edad hayan podido reconocer la situación que estaban viviendo y detectar el problema que tenían. Así lo ha reconocido Francisca Serrano, coordinadora provincial del Instituto Andaluz de la Mujer (IAM), quien asegura que para la Junta de Andalucía "es una prioridad la lucha por la igualdad en unos momentos en los que los derechos corren peligro bajo la excusa de la austeridad y los retrocesos más ideológicos que económicos”. Desde el IAM se está llevando a cabo un programa formativo dirigido a padres y madres de alumnos, así como a profesores en materia de violencia de género, coeducación e igualdad, actividad dentro de la que también se imparten acciones formativas para los alumnos. 

Como puso de manifiesto el Proyecto de Investigación DETECTA Andalucía, sobre sexismo y violencia de género en la juventud andaluza, promovido por el IAM y publicado en 2011, “los factores que parecen tener más peso en la pervivencia intergeneracional de la violencia de género serían la interiorización del sexismo, sobre todo el referido a la posición de poder del hombre sobre la mujer en la pareja; y la normalización de la violencia, la coacción y el abuso en la interacción intrafamiliar como estrategia normalizada para el ejercicio de dicho poder. Los niños y niñas víctimas de castigo o testigos de violencia entre sus padres podrían llegar a imitar, aprobar o tolerar ese comportamiento en las relaciones íntimas, interiorizando que la violencia es una forma apropiada de resolver conflictos, que forma parte de la relación normal familiar, que queda oculta e impune y que es una forma eficaz de controlar y dominar”. 

Las dos menores víctimas de violencia de género se hallan en tratamiento psicológico por parte del IAM, a cuyo Centro Provincial de Información acudieron junto con sus madres tras reconocer el problema con el que convivían. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario