viernes, 28 de junio de 2013

LA NUEVA LEY DE FERTILIZACIÓN ASISTIDA EN ARGENTINA


Con la aprobación del Proyecto de Ley de Fertilización Asistida en la Cámara de Diputados Argentina ha quedado garantizado el acceso universal a los procedimientos y técnicas de reproducción, otorgando a los ciudadanos no solo la cobertura de técnicas simples de fertilización, sino también de las más complejas, con o sin donación de gametos o embriones.
Dicha cobertura formará parte del Programa Médico Obligatorio (PMO) y será prestada en todo el país a través del sistema de salud pública. Las reacciones a todos los niveles no se hicieron esperar . “La fertilización asistida es ley desde hoy. Más derechos, más inclusión, mejor país. Felicitaciones a todas las ONG en general que lucharon por la ley. Se la ganaron”, escribió la presidenta Cristina Kirchner en su cuenta de Twitter, y María Elena Cabral, de la organización Abrazo dar dar vida, declaraba a EFE "Estamos en un momento histórico porque nunca un proyecto de este tipo avanzó tanto" y añadía que supone terminar con "un vacío legal de 28 años" .
La ley que permite el acceso total gratuito a las técnicas de fertilización médicamente asistida a las parejas homosexuales, padres solteros o familias monoparentales, también contempla los casos de menores de 18 años con problemas de salud que puedan ver comprometida su capacidad de procrear en el futuro y autoriza al congelamiento de sus gametos o tejido reproductivo. “Esta ley sigue reivindicando a Argentina como el país que más respeta a la diversidad en Latinoamérica”, dijo César Cigliutti, presidente de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA).

El proyecto fue impulsado en el Congreso por la organización no gubernamental Sumate a dar vida, que juntó 280.500 firmas para reclamar su tratamiento. El senador oficialista Daniel Filmus dijo que se trata de un “proyecto de avanzada porque no exige constancia de infertilidad o estar en pareja, no discrimina por género o edad e incluye técnicas de alta complejidad”. “Actualmente entre un 10 y un 15% de parejas en Argentina no pueden acceder a estos métodos por no contar con los recursos económicos necesarios para ello”, afirmó en el debate la diputada opositora Virginia Linares, del Frente Amplio Progresista (FAP, socialismo y centroizquierda).

Entre los cambios que introdujo el Senado al texto original, antes de aprobarlo en abril, está la posibilidad de que el ministerio de Salud tenga la facultad de capacitar a los profesionales y que se incluya una partida presupuestaria para realizar campañas de promoción sobre la nueva legislación.






No hay comentarios:

Publicar un comentario